Saltar al contenido
F

Características de los fenicios

Los fenicios fueron un pueblo de medio Oriente reconocidos por ser marineros expertos que comercializaban con todos los pueblos de la cuenca mediterránea. Con el comercio, crearon su alfabeto, establecieron centros comerciales en España, el norte de África y fundaron la ciudad Biblos, la que dio nombre al libro de mayor difusión en la historia. A pesar de su grandeza, se sabe poco de ellos.

¿Quiénes eran los fenicios?

Los fenicios pertenecían a la civilización fenicia, compuesta por ciudades estado independientes que se extendían en la costa del mar Mediterráneo en lo que ahora es Líbano, Siria y el Norte de Israel.

Eran un pueblo marinero, famoso por sus barcos poderosos, que siempre llevaban como adorno, la cabeza de un caballo tallada en madera en honor su dios del mar, Yamm.

La ciudad de Tiro y la ciudad de Sidón fueron los estados más poderosos de Fenicia. En el año 3200 a. C, Fenicia prospero como un pueblo comerciante marítimo, constructor de barcos, productor de tintes, artículos de lujo y vidrio.

Se desconoce el origen de los fenicios, solo se considera que provinieron de una rama semita que llego a Palestina desde el Océano Indico en el siglo XII a.C. Los fenicios desaparecieron luego del año 333 a.C. al ser absorbidos por el imperio asirio y el persa.

Características de los fenicios

Los fenicios iniciaron su evolución dos mil años antes de Cristo y no dejaron demasiados datos sobre su historia, pues tenían el afán de mantener en secreto sus actividades y fueron sometidos por otras civilizaciones. Las características que se conocen de los fenicios provienen de las civilizaciones con las que mantuvieron relaciones comerciales:

Religión de los fenicios

Se basaba en la idolatría a los astros y elementos de la naturaleza, a quienes les atribuían poderes divinos. El sol era su divinidad principal y se le conocía como Baal (Señor) y la Luna era Baalit (señora)

Su idolatría era cruel y fanática. Llegaban a sacrificar niños en hogueras donde eran quemados vivos a los pies de esculturas de bronce de Baal.

Cada ciudad estado tenía a su propio Baal con características particulares.

Organización social de los fenicios

Los fenicios tenían una organización social basada en la monarquía. La realeza era la única que tomaba las decisiones con ayuda de una asamblea, a la cual pertenecían los comerciantes más adinerados.

Los comerciantes ricos ocupaban altos cargos en el gobierno, le seguían los propietarios de tierras, comerciantes y artesanos. En la base de la sociedad se encontraban los sirvientes que trabajaban en los palacios y templos, los campesinos que trabajaban la tierra sin poseerla y los esclavos.

Las mujeres también participaban en los ámbitos económicos y sociales.

La clase militar no era importante, porque no eran un pueblo belicoso. No crearon un gran ejército, sino que armaron una milicia reformada por mercenarios que se encargaba de mantener la seguridad sobre las actividades comerciales y durante los viajes de exploración.

La actividad comercial era la más importante para los fenicios, además, contaban con pocas tierras para la agricultura, por lo que la clase campesina era reducida.

Ubicación geográfica de los fenicios

Este pueblo proviene del mar Eritreo, actual Mar de Omán, lugar del que emigraron en el año 2900 a. C. Se establecieron a orillas del mar Mediterráneo, dentro del territorio actual del Líbano.

Frente a estas costas, se encuentran islotes y en su otro extremo, una gran cordillera que, en aquella época, contaba con bosques de los cuales descenderían torrentes de agua de lluvia en invierno.

Economía

Los fenicios se concentraron en desarrollar una economía basada en la actividad marina. Se especializaron en la construcción de barcos, puertos y el fortalecimiento de la actividad comercial. Llegaron a surcar todas las aguas del mundo conocido y desarrollaron una gran industria manufacturera.

También destacaron por sus caravanas de camellos, las cuales llevaban sus mercancías hacia Oriente, hacia Armenia y hacia África surcando viajando a través del desierto del Sahara desde la colonia de Cartago.

Al colonizar nuevos territorios y fundar colonias, establecieron el tráfico de esclavos. Los fenicios los compraban a los traficantes, caciques y pequeños reyes que acaparaban una gran cantidad de mercancía humana.

Los fenicios también invadían poblados africanos para capturar hombres, mujeres y niños para venderlos como esclavos.

También comercializaban con porcelanas y delicadas piezas labradas en fino marfil, mirra, oro y exóticas piedras, telas de hilo, sedas y algodón; maderas y perlas. De España traían caballos y de algunas zonas del mar Egeo, traían mármoles. De Egipto comerciaban telas de lino y cereales.

Los fenicios empezaron a proteger sus secretos comerciales, tales como rutas de navegación y comerciales. Preferían hundir sus barcos antes que revelar sus secretos y difundían rumores de monstruos marinos, naufragios y catástrofes naturales. Historias que asustaron a los marineros hasta más allá de la Edad Media.

Navegación

Los fenicios navegaban de día y evitaban alejarse de las costas. Si debían internarse en el mar de noche, se orientaban con las estrellas.

Según el historiador griego Herodoto, en el año 600 a.C. los fenicios realizaron la circunnavegación del continente africano, una hazaña que no se repetiría hasta miles de años después.

Algunos estudiosos afirman que los fenicios descubrieron América antes de Colon y esto es muy probable, pues algunos de sus barcos estaban capacitados para alcanzar las Antillas, un logro que solo la tecnología de los barcos del siglo XV alcanzaría.

Organización política de los fenicios

Eran una nación y no un Estado. Contaban con un sistema de ciudades estados independientes. Cada una contaba con sus propios monarcas y sistemas de administración de gobierno, aunque permanecían muy bien comunicadas.

Durante sus primeros periodos, el gobierno de estas ciudades era teocrático. El rey tomaba el mando por delegación divina y su poder era limitado por un consejo de ancianos. A diferencia de muchos otros monarcas por derecho divino, los reyes fenicios no se entregaban a sus placeres, sino que cobraban tributos, establecían y dirigían políticas comerciales y organizaban expediciones.

Con el paso del tiempo y el enriquecimiento de los comerciantes, se les empezó a escuchar incluso más que al rey o al consejo.

Historia de los fenicios

Los periodos históricos de los fenicios se dividen en cuatro:

Primer período histórico o de Biblos. (2600 a 1600 a. C.)

Se da el inicio de esta civilización y destaca Biblos como la más importante ciudad fenicia. Según su tradición, fue fundada por el dios El y Baalat Gebal (la Dama de Biblos) era la diosa patrona de la ciudad.

Tenía un importante puerto para relaciones comerciales y religiosas con Egipto. Esta ciudad fue sometida poco a poco por los faraones de Egipto, causando el advenimiento de otra ciudad portuaria.

Segundo período histórico o de Sidón (1600 a 1200 a. C.)

Estaba localizada sobre un promontorio rocoso cerca del mar, poseía un gran puerto por lo que se concentraba en el comercio marítimo y en la pesca. Luego de la decadencia de Biblos, esta ciudad no se vio afectada por el poder de los faraones de Egipto, creando las condiciones adecuadas para beneficiarse de ellos.

Extendieron sus dominios por el mar Negro y el mar Egeo. Su dominio se prolongó durante 400 años y empezaron a decaer cuando los griegos les cerraron el paso al mar Egeo y finalmente fueron destruidos por los filisteos, un pueblo que provenía de la isla de Creta. Estos sitiaron la ciudad y la destruyeron.

Tercer período histórico o de Tiro (1200 a 700 a. C.)

Se encontraba entre dos islotes rocosos a un kilómetro de la costa. Esta ciudad fue establecida en el mar para evitar los ataques terrestres. Se especializaron en el comercio, la exploración y la colonización con fines comerciales.

Establecieron colonias en las costas del Mar Mediterráneo, donde fundaron factorías, incluyendo la de Cartago, tan importante y poderosa que se enfrentó al Imperio Romano por el dominio del Mediterráneo.

Durante este periodo atravesaron las columnas de Melkart o columnas de Hércules, conocido ahora como el estrecho de Gibraltar; alcanzando las costas occidentales de África y las islas británicas.

El periodo de mayor esplendor de esta ciudad coincidió con el gobierno del rey Hiram I, quien mantuvo estrechas relaciones con el rey Salomón, llegado a enviar obreros de Tiro para la construcción del Templo de Jerusalén.

Siro decae debido a la envidia y ataques de civilizaciones vecinas. El rey asirio Senaquerib la dominó tras sitiarla en el año 700 a. C.

Cuarto periodo histórico o de Cartago (Siglo IX – II a.C.)

Debido a la decadencia de Tiro, Cartago se convirtió en una de las ciudades más importantes. Era una pequeña colonia fenicia al norte de África y su dominio comercial abarcó desde Sicilia hasta las costas españolas.

Los romanos destruyeron la ciudad de Cartago durante las Guerras Púnicas, en el año 146 a.C.

Cultura de los fenicios

Eran comerciantes y exploradores, por lo que se relacionaron con todas las civilizaciones mediterráneas de la época, difundiendo la cultura oriental por el mundo occidental conocido. Su carácter enfocado en el lucro los llevo a traficar con esclavos y a saquear pequeñas ciudades.

Sus manifestaciones culturales se basaron en la artesanía. Creaban objetos para otras culturas con el fin de vendérselos. Su arte por lo tanto, se vio influenciada por los gustos de Egipto, Asiria, Siria y de los Egeos.

La escultura fue inspirada en el arte proveniente de Asiria.

Arquitectura

Se dedicaron a transformar las rocas de su entorno y las emplearon para fabricar viviendas, templos y tumbas. Las rocas calcáreas también fueron trabajadas por lo fenicios. Su arquitectura fue influida por la cultura egipcia.

Sus hogares eran estructuras abiertas de planta cuadrangular, conectadas entre sí por diferentes espacios.

Sus ciudades estaban fortificadas y las estructuras residenciales estaban una junto a la otra.

Ciudades estado

En cada ciudad-estado existía un palacio para la realeza de ese lugar y desde allí se realizaban todas las actividades administrativas y gubernamentales.

Tenían templos impresionantes. En la parte más alta de la ciudad encontrábamos una muralla, mientras que el resto de la ciudad también contaba con fortificaciones. Cada ciudad era una unidad política, económica y social.

La colonización

Los fenicios fueron colonizadores, algunos por ser exploradores y otros por el deseo de obtener materias primas. Establecieron sus colonias en las costas del mar Mediterráneo. Comenzaron a expandirse en el siglo X a.C. con el fin de asegurar sus rutas marítimas y hacia finales del siglo IX a.C. empezaron a fundar colonias.

Aportaciones de los fenicios

Los fenicios carecieron de una cultura y un arte propios debido a su constante contacto con culturas más importantes, aprendiendo diversos aspectos y difundiéndolos por el mundo.

Fueron extremadamente originales en la escritura, dejando un gran aporte para la humanidad: El alfabeto. En un principio se habían manejado con el sistema jeroglífico egipcio, pero su personalidad pragmática les llevo a desarrollar un sistema más sencillo que les permitiera comunicarse con mayor soltura.

Es así que crean un alfabeto con veintidós letras, que representaba la misma cantidad de sonidos. Iniciaba en la A y en la B, y contaba con consonantes. Su uso se difundió en las rutas comerciales y fue adoptado por varias culturas mediterráneas, convirtiéndose en la base de las lenguas del mundo occidental.

También formaron parte de aspectos religiosos actuales, de su relación con Biblos surgió el nombre de la Biblia. Construyeron el gran templo de Jerusalén. Además, tenemos que algunas secciones del Antiguo Testamento fueron copiadas de la literatura fenicia.

Tenemos también que Pitágoras fue un fenicio y al debemos los conocimientos sobre Pi (3.14159265).

¿Cómo citar?

Ing. Chirinos A. (S.F.). Características de los fenicios. Disponible en: https://www.caracteristicas.pro/fenicios/